¡Visualización óptima de este blog con una resolución de pantalla de 1280 x 1024!

Páginas

LA FRASE

"Los españoles pertenecemos a la categoría de colectivos a los que tradicional e históricamente preocupó mucho más la diferencia de clases y la injusticia socialque las libertades individuales.

Se perdona mal a los ricos y empresarios la ostentación y el agravio, mientras que los funcionarios públicos pueden difundir secretos, realizar escuchas, propagar infamias y otras mil maneras pergeñadas para el abuso del poder."

miércoles, mayo 19, 2010

Lecturas: "Burocracia", de Ludwig Von Mises


Escrito durante la Segunda Guerra Mundial, Mises pretendía con este libro alertar a los estadounidenses (se encontraba allí exiliado por los nazis que invadieron su Austria natal) de los peligros de la doctrina del intervencionismo económico, en auge con el New Deal rooseveltiano (un intento similar desarrollaría en esa época Hayek en Gran Bretaña con la publicación de su archiconocido "Camino de Servidumbre" en contra de la planificación económica estatal). En su libro, el economista de origen austriaco no se opone a la burocracia misma, de hecho la considera necesaria e inevitable para el buen funcionamiento de la maquinaria estatal en las materias de su competencia (justicia, orden público y defensa).

Mientras que la sujeción de los funcionarios a la Ley y al Presupuesto se nos aparece como el único método real y efectivo desde un punto de vista racional para limitar su poder efectivo sobre los ciudadanos. Sin embargo, a juicio de Mises, la burocracia se convierte en un mal si se introduce en las empresas de servicios, que proveen de bienes de consumo o de otro tipo a las personas. Esto que ocurre bien por el intervencionismo directo del Estado en la economía de mercado (a través del establecimiento de empresas públicas de servicios, pero también mediante la manipulación del crédito o los tipos de interés afectando artificialmente a la oferta y la demanda de los bienes), bien indirectamente mediante la sobrerregulación de los negocios (controles de precios, restricciones al comercio, leyes laborales y obstáculos a la libre circulación de capitales y trabajadores). Por eso, concluye que la salida del Estado de los negocios es la única garantía a largo plazo para la supervivencia de las sociedades libres

Sorprende, pues, la vigencia de las ideas y reflexiones que Mises plasmó, en esta breve y sencilla lectura, para las burocratizadas democracias occidentales, aún superada la época del socialismo real y la economía planificada, sobre todo con la actual crisis económica mundial causada por los excesos en la manipulación de los Bancos centrales del sistema monetario y crediticio internacional y las todavía existentes barrearas al comercio internacional (léase, por ejemplo, la PAC).

Union Editorial, Colección Biblioteca Austriaca. 168 páginas.

No hay comentarios: