¡Visualización óptima de este blog con una resolución de pantalla de 1280 x 1024!

Páginas

LA FRASE

"Los españoles pertenecemos a la categoría de colectivos a los que tradicional e históricamente preocupó mucho más la diferencia de clases y la injusticia socialque las libertades individuales.

Se perdona mal a los ricos y empresarios la ostentación y el agravio, mientras que los funcionarios públicos pueden difundir secretos, realizar escuchas, propagar infamias y otras mil maneras pergeñadas para el abuso del poder."

sábado, mayo 23, 2009

La que va a armar Tarantino...

"Yo estaba preparado para respetar el rigor histórico, pero luego pensé: mis personajes no saben que están en la Historia. Entonces, ¿podrían ellos cambiar la Historia?. Ellos no existieron porque yo los inventé, pero si hubieran existido, ¡la Historia habría sido distinta!"
Más...

Lo que es yo, estoy deseando verla.

8 comentarios:

spartan dijo...

¡Yo también! Tiene una pinta increíble.

De paso practico un poco el alemán, supongo que la pasarán subtitulada (como La Pasión de Cristo).

Camarada Stewie dijo...

Tarantino es el puñetero amo, si alguien puede sorprender ese es él. Yo también estoy impaciente por verla.

Salud y anarquía

Anónimo dijo...

¿Matar Nazis?
Tarantino no va a armar ningún lio. Si en lugar de nazis hubiesen sido comunistas en la checoslovaquia del 68 o Polonia o la China del 89... pero no, es la Alemania Nazi... ¿Existe un mayor consenso mundial que la opinión acerca de la Alemania Nazi?

spartan dijo...

(Totalmente off-tópic, diculpa)

Escocés, ¿que tal el libro de Escohotado? Te iba a decir que ya te vale, que lo llevas leyendo mas de un mes, pero ayer me enteré de que son 500 páginas, y que hay una segunda parte.

Mira este artículo en Público (si no lo has leído ya). Los comentarios de la progresía hispana son de traca. Hay uno que dice que Escohotado quiere cobrar de la COPE y El Mundo. Claro que les ha desvelado que el comunismo es carcundia, y eso no se puede decir en el periódico del trosko millonetis.

http://www.publico.es/culturas/186371/comunismo/movimiento/conservador/grito/ruptura

Escocés dijo...

No es matar nazis lo novedoso del asunto, sino el tema de una unidad paramilitar de judios con esa misión. Tanto la "reciprocidad" como la praticipación activa de los judíos en cambiar el curso de la Guerra, da la vuelta totalmente a una de las realidades más incomodas del Holocausto: la aceptación por los judios de su destino prácticamente sin oponer resistencia alguna.

Esto es lo que me parece explosivo (a falta claro de ver la película, que no lo he hecho aún), y más en el ambiente actual de creciente antisemitismo y ataques a Israel. Sin olvidar las altas dosis de violencia, y recreación en la misma, habituales del director.
Juntamos ambas cosas y el coctel resultará muy sugerente y polémico.

Escocés dijo...

Spartan, respondiendo a tu pregunta:

El libro de Escohotado me esta pareciendo superinteresante. Como dices, son más de 500 páginas, así que no lo estoy leyendo de seguido, aparte de que estoy superocupado y he cogido la mala costumbre de saltar entre unas lecturas y otras (hace más de un mes que no lo toco y me quedé ya pasada la mitad). Antonio aborda muchísimas cosas, solo el primer volumen son todas las ideas sobre el comercio y la propiedad privada desde Roma y Grecia hasta Marx, pasando por el medioevo, el Renacimiento, el Absolutismo, y la Ilustración. A veces se tiene la sensación de que pasa demasiado rápido de un tema a otro, de una época, personaje o zona geográfica a otra, sobre todo en los capítulos medievales. Creo que es el problema de intentar abarcar tantos datos, acontecimientos e ideas. El tipo lleva 10 años preparándolo y se nota que ha leído a los austriacos, sobre todo Mises y Hayek, también Hume y Smith. Pero no es un libro de economía, tampoco de historia, sino de historia de las ideas, así que se le perdona que no sea tan sistemático. Mi opinión es que es muy recomendable, por toda la información que aporta al lector. Merece la pena y mucho.

Lo de Público y los progres es gracioso, por el lado subversivo y lúdico les gusto su "Historia de la Drogas" (igualmente impresionante libro), en cambio no pueden con esta obra que lleva dentro la defensa del capitalismo y la democracia liberales. No caen en la cuenta de la relación estrecha que existe entre el respeto a la libertad individual (incluido el que cada cual se “meta” lo que le de la gana mientras no haga daño a otros) y la libertad de comercio, la propiedad privada, el respeto a los contratos, etc. Así que zanjan la cuestión diciendo que es un vendido. Seguro que ninguno de estos se lo ha leído, porque entre otras cosas ensalza a los Griegos y una de las instituciones que no sale muy bien parada es la Iglesia, en la medida en que en muchas épocas defendió el "pobrismo", la censura, el autoritarismo, etc. En general no es amable con la religión y señala el comunismo (tal vez la teoría más controvertida pero más interesante del libro) como una corriente al tiempo herejética y conservadora (y originalista) del Cristianismo. Sin embargo no niega la posibilidad de una evolución hacia el liberalismo (el catolicismo liberal que en los últimos años se ha venido desarrollando en España sería un ejemplo, esto lo digo yo) pues la Iglesia oficial abandono en su momento el pobrismo, como lo hicieron algunos protestantes.

Como verás todo eso es demasiado para la mente de un progre que no suele estar acostumbrada al debate y a la reflexión intelectual, solo a la consigna de partido y verdades absolutas.

Un saludo

irichc dijo...

Lo de Escohotado son bobadas cuyo único apoyo es una muy tenue y mal hilvanada erudición. Cualquiera que lea las páginas de ese libro verá que en él no hay una verdadera investigación, sino un acopio de observaciones sobre una tesis predeterminada y apriorística. ¿La religión cristiana es "pobrista"? Pobristas fueron algunas herejías surgidas del tronco común, sin que ello comprometa a éste. Véanse, entre otros ejemplos, la condena al rigorismo en la Constitución "Ex supremas clementiae dono", de 1368; o la encíclica "Vix pervenit", de Benedicto XIV, contra la usura, en la que se afirma que "lejos... del ánimo de los cristianos pensar que por las usuras o por otras semejantes injusticias pueden florecer los comercios lucrativos, cuando por lo contrario sabemos por el propio oráculo divino que la justicia levanta la nación, mas el pecado hace miserables a los pueblos (Prov. 14:34)". Lo que se condena, pues, es la injusticia en el comercio y no el acto mismo de comerciar.

¿Era pobrista Justiniano, que estableció un minucioso código jurídico sobre la contratación privada? ¿Fue pobrista d'Alembert por escribir esto en la Enciclopedia?

Escocés dijo...

Irichc, no me parece que hagas un juicio justo con la obra de Escohotado.

Insito en que no es un manual ni un tratado de economía, historia o teología, ni lo pretende. Es un libro sobre historia de las ideas y como tal hay que leerlo. A mi su tesis de la conexión entre el comunismo y la interpretación pobrista de la religión cristiana no me disgusta. Esta claro que el cristianismo debió aprender a convivir con el comercio, el derecho y la ciencia, todos venidos del mundo greco-romano. Igualmente la Iglesia católica abandono gradualmente el “pobrismo” y hacia finales de la Edad Media definitivamente, lo que esta muy bien recogido en las disputas teológicas entre dominicos y franciscanos en torno a la propiedad privada.

E. presenta una Grecia que vio en el comercio una virtud. Describe muy bien la crisis del Imperio Romano debido al creciente Estado del Bienestar, del intervencionismo en el comercio, de la adulteración de la moneda y aumento del gasto público, así como el rechazo del cristianismo a las formas de vida clásicas, incluido el comercio. Tb es interesante su análisis de la génesis y evolución de la civilización islámica.

A Justiniano hay que agradecerle la magna obra de compilación de derecho romano, y por eso se le recuerda, pero tampoco hay que venerarle porque “feudalizó” el imperio bizantino y cerró la Academia de Atenas (medidas contrarias al comercio y la libertad de pensamiento).

En cuanto a la exposición de D’Alembert que enlazas, pues esta claro que no es pobrista, te digo más, su opinión es exactamente la opinión de E. sobre una sociedad comercial, que es menos ideal y épica, pero infinitamente más pacifica y próspera. Y por eso la prefiere.

En fin, no creo que E. diga bobadas, ni que estén apoyadas en una tenue y mal hilvanada erudición.