¡Visualización óptima de este blog con una resolución de pantalla de 1280 x 1024!

Páginas

LA FRASE

"Los españoles pertenecemos a la categoría de colectivos a los que tradicional e históricamente preocupó mucho más la diferencia de clases y la injusticia socialque las libertades individuales.

Se perdona mal a los ricos y empresarios la ostentación y el agravio, mientras que los funcionarios públicos pueden difundir secretos, realizar escuchas, propagar infamias y otras mil maneras pergeñadas para el abuso del poder."

martes, marzo 01, 2005

Nociones básicas sobre liberalismo (y 2)

Un asunto que preocupa, en especial, al liberal es el papel del Estado con respecto a la sociedad y los individuos que la componen. El Estado no es un invento que se pueda achacar a una u otra ideología, sino un fenómeno mas o menos derivado de las sociedades y la historia a la que el liberal intenta dar una nueva justificación o contenido. Sin adentrarme en las diferentes propuestas doctrinales que pueden encontrarse entre los liberales señalare aquí de forma muy básica (creo que no imprecisa) la concepción del liberalismo clásico.

La función del Estado debe ser, en exclusiva, velar por que los derechos individuales sean respetados. Cualquier otro ejercicio de poder por su parte es como mínimo de dudosa legitimidad cuando no ilegitimo. De esto se deriva que, desde los poderes públicos no debe promoverse una concepción del bien o la moral por encima de las demás y que el Estado perseguirá a quienes desde la sociedad (a través de grupos o colectivos) pretendan hacer lo mismo, imponiendo por la fuerza, a los individuos, las suyas propias. El Estado tiende a acumular cada vez mas poder por lo que se hace necesario que este se dividida según las funciones concretas que realice, y así ningún órgano ni institución publica pueda por si sola ejercer todo el poder sobre los individuos, haciendo mas fácil la tiranía. Esta no es otra que la teoría de la división de poderes entre el Legislativo (elabora las leyes), el Ejecutivo (las aplica) y el Judicial (controla su aplicación y efectos). Estos tres poderes hacen de contrapeso entre sí y se controlan mutuamente. El Estado es un Estado de Derecho. Todo aquello que pueda hacer el Estado debe de estar recogido en la ley, que debe ser general e igual para todos, publica, conocida por todos los ciudadanos y entendible por estos. La intención es evitar la arbitrariedad de los poderes públicos. La ley más importante son las Constituciones. Una Constitución es el texto legal mas importante que puede darse a si misma una sociedad donde plasma los principios por los que se rige y consifera fundamentales. La constitucion liberal debe recoger la organización del poder politico de acuerdo al modelo de división de poderes y el Estado de Deecho y reconocer derechos individuales de sus "firmantes". El Estado, en su actuación a través de cualquiera de los tres poderes, no puede ir contra ella, de hecho, su legitimidad esta unida a esa vinculación. La Constitución obliga al Estado de la misma forma que la ley obliga a los ciudadanos. Los Estados modernos sobre todo en Occidente (Europa y Norteamérica) recogen estas directrices en mayor o menor medida. Sirva esto como ejemplo de la importancia histórica del liberalismo.

Finalmente haré mención al Capitalismo, la doctrina económica del liberalismo. Desde finales del siglo XVII se ha ido imponiendo sobre cualquier otra visión de la economía y hoy dia es la única que ha llegado a todos los rincones del planeta, siendo los estados que más se resisten a ella los más pobres y donde la represión política es mayor. La base del capitalismo es la propiedad privada de los medios de producción (frente a la propiedad publica o estatal) y el libre intercambio de bienes entre personas (sin interferencias del Estado u otros colectivos o individuos). Es importante entender que el capitalismo y el liberalismo filosófico, político y social (el resto de lo comentado en estos dos post) son indisociables y complementarios. La tesis de que se pueden mantener sociedades libres que respeten los derechos individuales de sus miembros, donde exista libertad de expresión, se respete la vida humana, haya división de poderes, etc... no puede separarse de la existencia de una economía capitalista. Y viceversa. El intervencionismo económico en las democracias occidentales colisiona con la libertad, aunque se mantenga que los principios de organización política y social son mayormente liberales. Del mismo modo, países que, como China, hayan reconocido la propiedad privada y la economía capitalista en sus leyes no se convierten, por ello, en Estados donde se respete la libertad y, aun menos, puedan ser llamados liberales.

Espero que os haya gustado esta síntesis del pensamiento liberal. Es complicado resumir en pocas líneas algo tan intenso y polémico como es la “filosofía” de la libertad, sin embargo creo haber tocado, con ambos post, los puntos más importantes, y de forma comprensible para aquellos que no tengan conocimientos profundos de liberalismo, en particular, o de teoría política, en particular.